La final más gastada del mundo.

EL LADO BRUSCO

Fabricio Brusco

Un operativo de seguridad fallido, criminales que agredieron al plantel de Boca y una CONMEBOL adicta a los negocios, lograron que la final de la Copa Libertadores de América se juegue a diez mil kilómetros de distancia, de la que debería ser su sede. Si algo le faltaba a esta desgastadísima final de la Copa Libertadores para ser un desastre total es que se juegue en Madrid, ciudad que no tiene absolutamente nada que ver con torneo de clubes más importante de América.

Alejandro Domínguez, presidente de la CONMEBOL, declaró que se decidieron por Madrid, “porque es la comunidad con mayor cantidad de argentinos fuera de Argentina, porque es la décima ciudad más segura del mundo y porque su aeropuerto es el que tiene más conectividad con América Latina en el mundo”.

Ninguno de esos argumentos termina por darle sentido a la decisión, ya que el verdadero motivo, no es ninguno de esos. La elección del Santiago Bernabéu como sede de la final se toma única y exclusivamente por la cantidad de dinero que puede recaudar la CONMEBOL ahí.

La decisión más lógica después de la postergación del partido era anunciar que el mismo se jugaría a puertas cerradas, en vez de hacer eso, la CONMEBOL decidió venderle el partido al mejor postor; tanto es así, que las ciudades que se manejaron como opciones para disputar el partido siempre fueron fuera de América Latina: Madrid, Doha y Miami. Es triste que la CONMEBOL se prostituya de esa manera ¿se imaginan a la UEFA jugando una final de la Champions en el Maracaná? Imposible.

Por si esto fuera poco, la CONMEBOL también anunció la sanción a River Plate por los incidentes en las afueras del Monumental: 400 mil dólares de multa y dos partidos a puertas cerradas. La verdad es que parece muy poco, principalmente porque las sanciones que no son contundentes, terminan siendo una licencia para que episodios de ese estilo, sigan ocurriendo. Si realmente se quiere erradicar la violencia de los estadios, es momento de empezar a poner sanciones que realmente le duelan a los clubes.

Después del triste episodio que se vivió el pasado 24 de noviembre, pensé que no había manera de que esta final perdiese más interés y prestigio, sin embargo, la CONMEBOL siempre logra lo que parece imposible…

@bruscofabricio

 

Fabricio Brusco18 Posts

Estudiante de Periodismo apasionado por el fútbol, básquet, rugby y tenis.

El miedo a perder…

El resurgir azul…

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register